Servicio al cliente en las ventas: una oportunidad de diferenciación

Ganarse la preferencia de los clientes a través de un servicio excepcional, muchas veces es la mejor opción para enfrentar los retos competitivos a los que nos vemos expuestos como asesores comerciales. En este post te enseño cómo aplicar herramientas de servicio al cliente para que tú y tu equipo se diferencien y logren ser percibidos como diferentes ante los ojos de los clientes:

  1. Cuida tu imagen personal: en la jerarquía de sentidos del ser humano, la vista se encuentra ubicada en primer lugar puesto que es la que nos permite generalmente, obtener una primera impresión. Es por esto que tu presentación personal debe ser acorde al profesionalismo que quieres reflejar, no descuides ningun aspecto que se encuentre a la vista de tus clientes y trata de que todo sume a la percepción que quieres dar, ya sea que quieras venderte como una persona seria, fresca, relajada, autoritaria, etc.
  2. Enamora al cliente con detalles: no pierdas la oportunidad de fortalecer los lazos emocionales con tus clientes, llámalos, envíales un mensaje vía what´s app o correo cuando estén de cumpleaños o sepas que hay algo importante que celebrar. Hazle sentir que no solo estás ahí para vender o atender sus quejas, sino también para ser su amigo. Haz una invitación inesperada a almorzar o envíale un detalle como una suscripción a una revista de su interés. Entre más conozcas los gustos, hobbies y la forma de pensar de tus clientes, más oportunidad tendrás de brindarle detalles y experiencias personalizadas.
  3. Manten una actitud positiva: sonríe en cada punto de contacto con el cliente, pregúntale por su familia o cómo estuvo su día. Consúltale de forma interesada acerca de sus gustos, busca puntos y temas en común de los cuales puedan hablar cuando estén cayendo en la monotonía y el único tema de conversación sea el pedido semanal por el que llamas o visitas. Ante un problema o una diferencia que tengas con tus clientes, no pierdas tu esencia, tu voluntad de colaborar y mantener una buena relación, si debes decirle «no» a una petición que hace y no puedes cumplir, no permitas que esto deteriore la relación con tu cliente, di no y resalta que eso no es motivo para que se pierda la buena relación que guardan. Ayuda e interesante de forma genuina por las preocupaciones de tus clientes.
  4. Ajusta procesos: la experiencia global de un cliente está determinada por el nivel de servicio recibido en cada uno de los puntos de contacto. No es suficiente con que lo atiendas muy bien en el punto de venta, si los procesos adicionales o complementarios no funcionan para el cliente. El servicio es integral y toda la compañía hace parte del mismo, comenzando desde el saludo de la persona de recepción hasta la forma en como contestas la queja puesta por correo o what´s app. Asegúrate que toda la empresa esté hablando el mismo idioma de «excelencia en servicio al cliente»
  5. Servicio posventa: como comerciales normalmente tenemos la habilidad de hacer un seguimiento rigurosos y cuidadoso a nuestros prospectos. Más sin embargo, en algunos casos, una vez ese prospecto se vuelve cliente, el comercial desaparece del radar y la relación se empieza a deteriorar. Para crear un diferencial en servicio, crea estrategias de seguimiento a tus clientes incluso después de que este ha realizado la compra del producto. Asegúrate de estar generando relaciones a largo plazo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba